Connect with us

Noticias

La herencia Rosario, una odisea de más de seis años a la que las autoridades buscan poner fin

Publicado hacen

en

Desde hace más de seis años, el abogado dominicano Jonny Portorreal mantiene a miles de personas de apellido Rosario esperanzadas en que cobrarán una millonaria herencia en euros, bajo una historia que al parecer llegará a su fin.

Se trata de la supuesta fortuna que hicieran a mediados del siglo 19 Jacinto Rosario y su padre, Celedonio, quienes presuntamente eran propietarios de una mina de oro en República Dominicana. Ambos habrían depositado el equivalente a $13 mil millones de euros en las bóvedas de un banco en Suiza y otro en España, dinero que ahora les correspondería a sus descendientes.

Para cobrar y repartir la fortuna de la que no existe ninguna prueba, Portorreal articuló un entramado junto a otros abogados, quienes se encargaron de ubicar a personas de apellido Rosario para informarles sobre la supuesta herencia y explicarle lo que debían hacer a fin de ser incluidos en la lista de beneficiarios.

Atrapados por la ignorancia, la mayoría de los contactados por los abogados se creyeron el cuento de que sus carencias económicas serían cosas del pasado y no dudaron en buscar todos los documentos que les solicitaron, además de dinero en efectivo, por cada persona, para iniciar el proceso.

En el entramado funcionan abogados, que son los encargados de reclutar a familias completas, residentes en diferentes provincias del país y en el extranjero, y por otro lado están los coordinadores, quienes ayudan en la localización de actas de nacimiento, de defunción y de cualquier otro documento que establezca la relación de esas personas con Jacinto y Celedonio Rosario. Por su labor, los abogados cobrarán el 30 % de lo que reciba cada familia y estos deben pagar un 5 % a los coordinadores.

Durante todos estos años, el grupo dirigido por Portorreal ha anunciado varias fechas en la que serían entregados los fondos, lo que mantiene viva la ilusión de los supuestos herederos, a quienes incluso se les pidió aperturar una cuenta de ahorros en el Banco de Reservas, a través de la que recibirían el dinero.

Para dar validez a la trama, Portorreal anunció en varias ocasiones que viajaría al exterior con el propósito de gestionar la entrega de la fortuna.

Además, ha encabezado varias protestas multitudinarias, alegando que las autoridades dominicanas están poniendo trabas para entregar el dinero, que asegura ya fue depositado en el Banco del Reservas, entidad que, mediante un comunicado, negó tener en poder esos fondos.

Aunque la mayoría de los miembros de la familia Rosario aún espera recibir la herencia, más de 280 personas se han querellado en contra de Portorreal por estafa, lo que dio paso a que este martes las autoridades judiciales ordenaran el arresto del controvertido abogado, así como de Miguel de Oleo Montero (Miguelón), Hilario Amparo y Miguelina Gómez Santana.

El Ministerio Público solicitó a la Oficina Judicial de Servicios de Atención Permanente del Distrito Nacional imponer prisión preventiva y declarar complejo el caso.

Según el documento de solicitud de medida de coerción, Portorreal Reyes y sus asociados cobraron altas sumas dinero a las víctimas, que van desde 15 mil hasta 24 mil pesos por persona, con el ardid de hacer las diligencias del supuesto cobro de la falsa herencia.

La solicitud de prisión preventiva está fundamentada en 553 pruebas testimoniales, entre ellas certificación de la Dirección de Migración y del Banco de Reservas, así como las órdenes de arresto emitidas por la Coordinación de los Juzgados de Instrucción del Distrito Nacional, del 21 de mayo de 2021.

Sin embargo, esta no es la primera vez que Portorreal acude a la justicia. Desde el 2018, las autoridades dan seguimiento a las denuncias en contra del abogado que se autoproclamó defensor de la familia Rosario y en agosto de ese año fue conducido al despacho de la entonces fiscal del Distrito Nacional, Yeni Berenice Reynoso, sin que el caso pasara de un interrogatorio.

Tras el interrogatorio y las denuncias en su contra, ese mismo año el Tribunal Disciplinario del Colegio de Abogados de la República Dominicana dictó dos años de suspensión o inhabilitación laboral del ejercicio de la abogacía al jurista Portorreal Reyes, bajo la acusación de estafa y de violar varios artículos del Código de Ética del Abogado.

¿Negoció con el Gobierno?

La protesta más reciente de la familia Rosario se escenificó en marzo de este año frente al Palacio Nacional.

El grupo ya no solo exigía al Gobierno interceder para que le entregaran la herencia, sino que además, acusaron a quien fuera su líder y representante legal de negociar para quedarse con la fortuna.

Según los manifentates, Johnny Portorreal “negoció con las autoridades para apropiarse de un depósito de 1 billón, 42,166 millones de pesos enviados al país desde bancos suizos, y de quedarse con decenas de millones de pesos que tomó prestado a miembros de la propia familia”.

* FUENTE DEL ARTICULO: DiarioLibre