Connect with us

Saber Cuidarte

Rituales para atraer la buena suerte durante la noche de San Juan

Publicado hacen

en

La celebración de la Noche de San Juan cuenta con muchas tradiciones y costumbres que tienen sus orígenes en las festividades que se realizaban en honor a la llegada del solsticio de verano en el hemisferio norte, cuyo rito más popular era encender una hoguera. Hoy en día esta mágica noche se celebra con hogueras, fuegos artificiales, música de orquesta y otras actividades que varían de acuerdo al lugar donde se celebra esta fecha. De todas formas, existen varios rituales para atraer las vibras cósmicas y la energía positiva que están al alcance de todos mientras se celebra la noche más mágica del año. Aquí te dejamos dos de esos rituales.

En caso de que no pueda armar una fogata en la playa a orillas del mar, hay otra opción para espantar la mala suerte y atraer la buena. Para utilizar una alternativa más práctica, y que se puede realizar en cualquier lugar, solo se necesita una vela verde, un poco de sal y canela en polvo. Solo hay que encender la vela en un área despejada, pero sobre un plato bonito y ante una pizarra en la que se ha escrito los buenos deseos de este año. Luego, lentamente se hace un círculo de sal alrededor de la vela mientras piensa en todo lo que le ha salido mal por culpa de las energías negativas. Se debe añadir una vuelta más al círculo de sal por cada situación negativa que reviva y cuando termine diga en voz alta “Adiós, mala suerte”.

Al concluir esta parte se debe esparcir un círculo de canela en polvo alrededor del de la sal mientras lee una lista de todas las metas que va a alcanzar gracias a la buena suerte que va a atraer. El ritual concluye después que pase cinco minutos meditando y observando la vela antes de apagarla.

El acto de sumergirse en una bañera con aguas aromatizadas con las siguientes plantas medicinales también es una forma ideal para purificarse y renovar su espíritu. Para preparar este baño solo necesita llenar la bañera con agua tibia, agregarle una ramita de ruda, una ramita de romero y tres hojas de anamú. En caso de que no pueda conseguir las hojas frescas, las puede reemplazar con tres cucharaditas de hojas de té secas de anamú. Después solo queda sumergirse en el agua caliente, prender una pequeña vela blanca y relajarse en el agua por cinco minutos. Durante ese tiempo se debe de meditar sobre lo que se quiere conseguir ese año y concentrarse en eso.

* FUENTE DEL ARTICULO: DiarioLibre

Continúa Leyendo
Publicidad
Escribe un Comentario

Deja un comentario